martes, 9 de julio de 2013

Martes

Segunda mañana de médicos. Algo de madrugue, pero poco. Y tampoco mucha espera. Es curioso que en una sala abarrotada de gente llegue alguien y, a los 10 minutos, lo reciban. Eso se llama optimizar. O bien la gente que es muy ansias.

Recetas conseguidas. Y confesión hecha. Ahora, esperar a ver.

El tiempo pasa despacio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada