sábado, 14 de mayo de 2011

Rissoto con champiñones y queso azul



Una receta nada canalla y muy fácil de hacer.

Ponemos en una sartén un poco de aceite. Cuando esté caliente, se pone ajo picado. Una vez dorado, se añade el queso azul a taquitos, para que se deshaga más fácilmente. Cuando se ha hecho una especie de pasta, añadir el arroz. Remover e ir añadiendo agua. El fuego debe ser siempre medio, medio-bajo. No se debe añadir el agua de golpe, debe ir paso a paso. Además, el agua debe estar caliente, por lo que tendremos al lado el agua preparada para ir añadiendo conforme se necesite. Cuando el arroz esté casi cocido añadimos un poquito de nata, también caliente, y lo que le vayamos a añadir al arroz, en este caso champiñones de lata. Y queso rallado. Si hiciera falta algo de agua, se puede añadir, pero no mucha no sea que el arroz quede caldoso. Otra cosa, la sal se pone en el agua. A mi me da un poco igual, porque cocino de una forma totalmente sosa y ya me he resignado, pero siempre hay a quién la sal le pirra.

Y a la mesa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada