sábado, 22 de enero de 2011

Arqueología televisiva

¡Qué duro era en los finales de los ochenta ser niño...!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada