viernes, 28 de septiembre de 2012

Con respecto al invierno

Sigo diciendo que, cuando llega el frío, el portátil en el regazo es muy práctico. Especialmente acompañado de una mantita. Eso sí, por mucho calor que de un ordenador, siempre me faltará el ronroneo de un gato.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada