lunes, 14 de enero de 2013

Pasillo

Lágrimas en los pasillos. Impotencia e indefensión. Dos señoras cuchichean en la puerta de la habitación contigua. Hay que ser informada y tomar decisiones. Hay veces que no se puede hacer nada.

Es horrible estar aquí y oír según que cosas. Aunque, curiosamente, cuando uno se ve en ellas se ven de forma distinta, a veces hacen surgir el odio y, otras veces, la aceptación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada